¡La gran teta!

Cuando me enteré que estaba embarazada me entraron muchos miedos. Recuerdo que la primera semana fue bastante difícil. Aunque no tuve mareos, vómitos, ni náuseas, sí que tuve algunas pesadillas. Y muuuuchas dudas. Dos de ellas se repetían constantemente: -¿Sabré parir? ¿Podré? -¿Seré capaz de darle el pecho? La primera sé que requiere un post … Sigue leyendo ¡La gran teta!